El Gobierno de El Salvador, a través del Ministerio de Relaciones Exteriores, expresa su preocupación ante la decisión de un juez de la Corte Federal de Brownsville, Texas, que deja sin efecto temporal la Acción Ejecutiva anunciada por el Presidente de los Estados Unidos de América, Barack Obama, el pasado mes de noviembre y que posibilitaría beneficios migratorios a aproximadamente 5 millones de personas.

Dicha decisión suspende temporalmente la entrada en vigencia de las medidas migratorias como la ampliación de la  Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA, por sus siglas en inglés) y la creación de la Acción Diferida para Padres de Ciudadanos o Residentes Permanentes (DAPA, por sus siglas en inglés), aprobadas por el Ejecutivo estadounidense y que beneficiaría a migrantes irregulares que cumplan con los requisitos establecidos.

El Gobierno de El Salvador es respetuoso del ordenamiento jurídico interno y de las decisiones de las instancias judiciales. No obstante, hace votos por la pronta búsqueda de medidas que promuevan estabilidad migratoria para todos los migrantes que se apegan a las normativas estadounidenses, y que con su trabajo aportan a la economía de dicho país.

Asimismo, insta a los connacionales en esa nación norteamericana a estar pendiente de la asistencia y orientación que la embajada y los 17 consulados salvadoreños en Estados Unidos de América puedan brindar al respecto.

La embajada de El Salvador en los Estados Unidos de América,  así como los consulados de Washington D.C. y de Woodbridge, Virginia permanecerán cerrados este martes 17 de febrero debido a una tormenta invernal que afecta a la localidad.

Las autoridades del área metropolitana de Washington han decretado emergencia y decidieron cerrar las oficinas federales, estatales y locales. Los servicios de trenes, autobuses y aeropuertos tendrán servicios restringidos y recomendaron a la población no salir de sus viviendas a menos que se trate de una emergencia.

Si las condiciones del clima mejoran, se tiene previsto reanudar labores el 18 de febrero, tanto en la sede diplomática como en los consulados salvadoreños de Washington D.C. y de Woodbridge.

 

A partir de este 5 de febrero, los salvadoreños amparados en el Estatus de Protección Temporal (TPS, por sus siglas en inglés) cuentan con treinta
días para realizar su trámite de reinscripción a la décima extensión de dicho beneficio.

Gracias a este estatus, otorgado por el gobierno estadunidense en 2001, más de 200 mil salvadoreños podrán renovar su permiso residir y trabajar
de forma legal en los Estados Unidos por 18 meses más, a partir del 10 de marzo de este año. El período inició el pasado 7 de enero y finaliza el próximo 9 de marzo.

En cuanto a  la validez de los permisos de trabajo bajo el TPS, que expiran el 9 de marzo del 2015, estos serán automáticamente extendidos hasta el9 de septiembre del 2015. 

La Embajada de El Salvador en Estados Unidos, así como los 17 consulados que forman la red en dicho país, se encuentran  asistiendo gratuitamente a los connacionales con el llenado de formularios y asesoría en general.

El costo de la reinscripción se mantiene en $465.00, los cuales se dividen en $85.00 para cubrir el costo de los datos biométricos y los restantes $380.00 para cancelar el respectivo permiso de trabajo.

Durante el mes de enero, las representaciones procesaron11, 243 solicitudes. Para atender a los connacionales se está brindado asesorías en horarios extendidos y los fines de semana y se están llevando a cabo consulados móviles para asistir a más salvadoreños.

Asimismo, se han habilitado diversos medios de información y consultas como el sitio web tps.rree.gob.sv, el centro de llamadas  1-888-30-111-30 para recibir asistencia gratuita; y las redes sociales institucionales, a través del twitter: @Cancilleriasv  y @El_Salvador_Emb o vía Facebook:https://www.facebook.com/ministerio.exteriores.sv y https://www.facebook.com/embelsalvadorusa

El Ministerio de Relaciones Exteriores pone a disposición de los compatriotas en los Estados Unidos de América que lo requieran asistencia telefónica sin costo, a través del Centro de Llamadas 1-888-30-111-30, para completar formularios de inscripción al Estatus de Protección Temporal (TPS, por sus siglas en inglés).

Los connacionales que llamen serán atendidos por un grupo de operadores que  brindarán apoyo para rellenar los respectivos formularios en línea.

El nuevo servicio iniciará este 3 de febrero de 2015, de lunes a viernes de 7:30 a.m a 5:00 p.m. (hora de El Salvador)

El ministro de Relaciones Exteriores, Hugo Martínez, participó  en la entrevista "Gobierno Informa", en la cual detalló los acuerdos más relevantes alcanzados en la III Cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC), en San José, Costa Rica, así como de la agenda desarrollada por el presidente Salvador nchez Cerén durante su participación en dicho cónclave.

En el programa, el canciller Martínez celebró el anuncio hecho recientemente por el Gobierno de los Estados Unidos, a través del vicepresidente Joseph Biden, de que solicitarán al congreso de esa nación la aprobación de un mil millones de dólares para apoyar el plan "Alianza para la Prosperidad en el Triángulo Norte", impulsado por los gobiernos de El Salvador, Guatemala y Honduras, para generar más y mejores oportunidades de desarrollo para su población.

La noticia "refleja la voluntad del presidente Obama y surge del trabajo y de la comunicación fluida que han mantenido durante los últimos meses los tres países centroamericanos, junto con el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y funcionarios estadounidenses de diferentes niveles", señaló el ministro Martínez.

Además, indicó que la petición de recursos se hará este lunes2 de febrero, día en que el titular de la Casa Blanca presentará su propuesta de presupuesto para el año fiscal 2015/2016. Se espera que los congresistas tomen una decisión en el mismo mes.

El ministro Martínez declaró que previo al anuncio oficial, el presidente Cerén sostuvo una llamada con el vicepresidente Biden, quien le compartió las cifras de la ayuda y la visión de su gobierno de la referida cooperación.

De aprobarse los fondos, estos serían invertidos en tres áreas fundamentales: el fortalecimiento de la educación, la productividad y la seguridad, dijo el jefe de la diplomacia salvadoreña.

El canciller también conversó sobre la visita al país del presidente guatemalteco, Otto Peréz Molina, el próximo 5 de febrero, con quien trabajará una agenda en la que pasarán revista a temas comerciales, de cooperación y de facilidades fronterizas entre ambas naciones. Asimismo, adelantó que para la segunda semana de febrero se recibirá al gobernante Honduras, Juan Orlando Hernández.

El Ministerio de Relaciones Exteriores avisa a la ciudadanía que la red consular en los Estados Unidos de América trabajará en horario normal el próximo lunes19 de enero, fecha festiva en dicho país en la que se conmemora el Día de Martin Luther King.

Esta decisión obedece al compromiso del Gobierno de El Salvador de brindar asesoría a los compatriotas para la reinscripción para el Estatus de Protección Temporal (TPS, por sus siglas en inglés), desde  sus  17 consulados en los Estados Unidos.

La red consular salvadoreña estará brindando todos los servicios habituales, incluyendo el Documento Único de Identidad (DUI) que es extendido por el Registro Nacional de las Personas Naturales (RNPN) dentro de los consulados.

El gobierno de El Salvador, a través del Ministerio de Relaciones Exteriores, celebra y recibe con profundo optimismo el anuncio hecho este día por los presidentes de Cuba, Raúl Castro,  y de los Estados Unidos de América, Barack Obama, sobre el inicio de un diálogo bilateral con miras al pleno restablecimiento de sus relaciones diplomáticas.

El Salvador, como lo ha expresado en diferentes foros internacionales, considera necesario avanzar en el mundo hacia unas relaciones entre Estados basadas en el bien común de los pueblos, la solidaridad, la autodeterminación y el respeto mutuo, por encima de cualquier diferencia de carácter ideológico.

“El acercamiento anunciado por los presidentes es un hecho histórico que demuestra un avance sustancial en esa línea, buscando entendimientos a favor de los pueblos cubano y estadounidense, con quienes nos unen  estrechos vínculos de amistad”,  dijo el Canciller salvadoreño, Hugo Martínez.

“Nos complace enormemente la voluntad manifestada por ambos mandatarios para echar a andar este proceso, que sin duda puede contribuir también al fortalecimiento del diálogo en la región interamericana”, agregó el jefe de la diplomacia salvadoreña, expresando además su esperanza de que estas conversaciones conduzcan también a una finalización definitiva del bloqueo económico contra la isla caribeña.

El Ministerio de Relaciones Exteriores informa que la Embajada de El Salvador en Washington, D.C. y los 17 consulados en los Estados Unidos de América estarán cerrados este jueves 27 y viernes 28 de noviembre, en el marco del Día de Acción de Gracias que se celebra en dicha nación.

Tanto la embajada como la red consular estarán atendiendo nuevamente a sus usuarios el lunes 1 de diciembre, en el horario ordinario.

En caso de que los compatriotas necesiten información sobre requisitos o procedimientos relacionados a nuestros servicios consulares o si requieren orientación para trámites de gestión humanitaria y protección de derechos humanos, pueden comunicarse de forma gratuita al Centro de Llamadas: 1-888-30-111-30.

Los presidentes de Guatemala, Otto Pérez Molina; Honduras, Juan Orlando Hernández; y de El Salvador, Salvador Sánchez Cerén, presentaron este día, en la ciudad de Washington D.C., Estados Unidos de América, la iniciativa del plan Alianza para la Prosperidad del Triángulo Norte, con la que los tres gobiernos buscan generar más y mejores oportunidades de desarrollo para su población.

 

La iniciativa tripartita, que surge ante el incremento en la migración de niños, niñas y adolescentes no acompañados hacia los Estados Unidos registrado a mitad de año, parte de un enfoque integral, con el que se reconoce la multicausalidad del problema y se apunta a atenderlo en todas sus dimensiones, con medidas en el mediano y largo plazo.

 

La niñez y la juventud de nuestras naciones, dijeron, merecen que les ofrezcamos las condiciones necesarias para crecer y prosperar en sus propias comunidades, y que la migración no sea una obligación, sino una opción.

 

En ese sentido, los mandatarios indicaron que la Alianza para la Prosperidad, que fue construida con la colaboración del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), centrará su trabajo en cuatro pilares fundamentales: desarrollo productivo, inversión en capital humano, seguridad ciudadana y fortalecimiento de las instituciones locales.

 

Así, desde el primer pilar, se buscará la promoción de sectores productivos estratégicos y la atracción de inversiones; con el segundo se pretende fortalecer la formación técnica y vocacional para el trabajo, estrechando vínculos entre el sistema educativo y productivo, de manera que se creen mayores oportunidades laborales, de calidad e incluyentes para nuestros jóvenes, ayudando de manera sostenible a la reducción de la pobreza.

 

En el pilar de seguridad ciudadana, se reforzarán los programas de prevención de la violencia y la capacidad de gestión de las fuerzas policiales. Y, finalmente, en el de fortalecimiento institucional, se mejorará la capacidad financiera de los Estados, así como los mecanismos de transparencia y lucha contra la corrupción.

 

Desde esas áreas estratégicas de acción, las tres naciones centroamericanas iniciarán entonces una labor que se concibe como complementaria de sus propios planes de desarrollo, pero focalizándose en aquellos territorios donde se identifican mayores flujos migratorios.

 

Este plan, señalaron los gobernantes, cuenta con la firme voluntad de los tres países por atender las raíces estructurales de la migración, así como con un compromiso de destinar los recursos financieros que sean necesarios para la implementación del mismo.

 

El acompañamiento de la comunidad internacional y del sector privado, subrayaron, será también vital para su puesta en marcha, por lo que exhortaron a los demás países, a organismos internacionales y empresarios a respaldar la iniciativa.

 

Los mandatarios manifestaron su complacencia por la atención que desde ya distintos actores han brindado al plan, reiterando la disposición de sus gobiernos para trabajar de manera conjunta en el tratamiento de este tema. De manera particular, agradecieron también la apertura y la voluntad mostrada por el gobierno de los Estados Unidos de América para acompañar a los países del Triángulo Norte de Centroamérica en este proceso.

 

El ministro de Relaciones Exteriores, Hugo Martínez, concluyó la agenda de trabajo desarrollada este día en Washington D.C., con una reunión sostenida con altos funcionarios del gobierno de los Estados Unidos de América, entre ellos el asesor especial del presidente Barack Obama para Asuntos del Hemisferio Occidental, Ricardo Zúniga, la Directora de Coordinación Estratégica para Centroamérica del Consejo Nacional de Seguridad,Annie Pforzheimer, la Subsecretaria de Estadopara Asuntos del Hemisferio Occidental, Roberta Jacobson, y el Subsecretario Adjunto para Centroamérica y el Caribe, Francisco Palmieri.

 

Durante el encuentro, al que también concurrió el canciller guatemalteco, Carlos Raúl Morales, fue abordada la iniciativa de los gobiernos de El Salvador,  Guatemala y Honduras denominada ‘Alianza para la Prosperidad del Triángulo Norte’, con la que buscan generar mayores oportunidades de desarrollo en las comunidades de origen de los migrantes y promover su arraigo, contribuyendo a desalentar la migración irregular de niños, niñas y adolescentes.

 

Al respecto, el canciller salvadoreño manifestó las expectativas que tiene el país ante el respaldo de los diversos sectores nacionales e internacionales para su  implementación.

 

En ese sentido, los funcionarios de la administración Obama expresaron su apoyo a la iniciativa tripartita, dejando claro un compromiso por reforzar la cooperación de los Estados Unidos de América para los países del Triángulo Norte, en el marco de la Alianza para la Prosperidad.

 

"Ha sido un intercambio muy satisfactorio y muy productivo, que es fruto además de la buena voluntad que tenemos todos los países involucrados en propiciar un abordaje conjunto del problema y bajo un enfoque de responsabilidades compartidas", dijo el canciller Martínez tras el encuentro.